Devastador terremoto en Ecuador: Cómo ayudar.

0
1037

De momento hay 350 muertos y más de 2.500 heridos.

Rescue workers search the rubble after a 7.8-magnitude quake in Gauyaquil, Ecuador on April 17, 2016.  At least 235 people were killed when a powerful earthquake struck Ecuador, destroying buildings and a bridge and sending terrified residents scrambling from their homes, authorities said Sunday. / AFP PHOTO / LUIS ACOSTA

67

Ecuador ha decretado el estado de excepción tras un terremoto de magnitud 7,8 en la escala de Richter registrado este sábado por la noche en gran parte del país. Hasta el momenot 350 personas han muerto y más de 2.500 han resultado heridas.

Los equipos de rescate siguen trabajando y se han producido casi 200 réplicas.

Numerosas iniciativas están en marcha para ayudar, entre ellas la colecta nacional organizada por la Conferencia Episcopal Ecuatoriana en favor de los damnificados con el fin de socorrerles en sus necesidades más inmediatas.

Se pueden realizar aportaciones económicas en la cuenta corriente de Banco del Pichincha número 3085358804, a nombre de la Conferencia Episcopal Ecuatoriana (RUC 1790100219001).

También se han solicitado oraciones por todos los afectados. “Oremos por esos pueblos; y también por los de Japón, donde también se han sucedido algunos terremotos estos días. Que la ayuda de Dios y de los hermanos les de fuerza y sostén”, pidió el papa Francisco desde el Vaticano tras rezar la oración del Regina Coeli con los peregrinos.

El epicentro del terremoto, uno de los peores sufridos en América Latina en los últimos años, se produjo en el océano Pacífico a 20 kilómetros de profundidad, a 28 de la costa ecuatoriana y a 173 de la capital, Quito.

 

A continuación proponemos una oración para rezar por las víctimas:

Padre de amor y de ternura
que, con la muerte y la resurrección de tu Hijo,
nuestro Señor Jesucristo,
nos has otorgado el perdón de nuestras culpas;
te pedimos humildemente que nos libres
de todo mal y de cualquier calamidad.
Calma la fuerza de la naturaleza
y recuerda que nuestro país
está consagrado al Corazón amantísimo de tu Hijo,
a quien, nosotros, una vez más,
nos entregamos con profunda fe y confianza;
danos un corazón solidario
para que podamos responder con generosidad
a las necesidades de nuestros hermanos
que han sido afectados por este suceso natural;
y, acoge en tu bondad a quienes han perdido la vida,
otorgándoles el don de la luz y de la paz.
Todo esto lo ponemos en tus manos
por medio de tu Hijo santísimo y de nuestra Madre,
la Santísima Virgen María, nuestra Señora de la Merced,
y de Santa Marianita de Jesús quien consagró
y entregó su vida por todos los ecuatorianos.
Amén.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here