En Venezuela ya no se ven los canales de TV colombianos.

0
94

Por orden de Maduro han quedado fuera de las parrillas de las cableras del país.

Desde el año 2014, son varias las emisoras que han incomodado al régimen que gobierna Venezuela. Sin la menor vacilación, son puestas fuera del aire.

En el caso de las emisoras de radio, ya tuvimos la experiencia vivida por cerca de 40 de ellos las cuales, con uno u otro pretexto, fueron defenestradas hace ya un tiempo contrastando con la suerte de las llamadas “comunitarias” cuyo contenido favorece al “proceso” revolucionario. Estas emisoras fueron favorecidas con presupuesto público y con frecuencias privilegiadas otorgadas a discreción.

Emblemático ha sido el caso del canal RCTV, con 60 años de transmisiones en Venezuela, el cual fue silenciado de la noche a la mañana por su línea editorial. Cientos de trabajadores quedaron en la calle y mucho talento se vio en la necesidad de emigrar. La misma suerte han corrido canales del interior del país.

CNN en español fue el primer canal internacional que se apagó en las pantallas venezolanas. Durante el mes de febrero pasado comenzaron a circular los rumores y finalmente se hizo realidad. Seis meses más tarde, con la misma antesala de murmullos, ha tocado a dos canales colombianos, icónicos en este país por su calidad periodística y tradición informativa tanto entre los venezolanos como entre los colombianos que residen en este territorio vecino.

En toda la zona andina son primeros en sintonía. Se trata de la cadena Caracol TV y RCN Colombia. En abril pasado ya había sido retirada la señal de El Tiempo televisión, medida ordenada por la Comisión Nacional de Telecomunicaciones (Conatel) a las cableras que operan en el país, justo el 19 de abril en momentos en que transmitía la descomunal movilización de calle que se produjo en esa señalada fecha patria. Durante la transmisión en vivo de esas protestas, también salió del aire Todo Noticias de Argentina.

Entre gallos y medianoche ocurrió el apagón. Sencillamente, amanecimos sin Caracol TV entre las opciones. Ha trascendido que RCN será bloqueada el día de hoy. Conatel es el brazo ejecutor del gobierno para expulsar a los medios molestos. La razón no es otra que informar de manera veraz y oportuna; pero lo más importante, ofrecer ventanas al público venezolano como alternativa a las que se cierran en el país.

Ya son seis las emisoras en silencio desde el 2014. La propia Cadena Caracol informó de la decisión del gobierno de Maduro a través de su cuenta de Twitter. Son actos arbitrarios que violan el derecho de los venezolanos a estar informados y aíslan al país, a conciencia y de manera deliberada.

Significativa, por demás, se presenta la ocasión en que fulminan la señal de estos dos canales colombianos. Por un lado, golpea a la administración del presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, quien ha venido elevando el tono de condena al régimen de Maduro, al compás de sus homólogos cuyo concurso más comprometido solicitó el vicepresidente norteamericano, Mike Pence, en su reciente recorrido por América Latina. En Colombia, el encuentro con Santos fue especialmente significativo en lo que respecta a la situación venezolana.

Por el otro, dificulta -si no impide-, el seguimiento de la gira papal al vecino país por el público venezolano prevista para septiembre próximo a pesar de que, hace un par de días, Maduro rogaba la intervención del papa Francisco para “impedir” una supuesta invasión a Venezuela por parte de los Estados Unidos.

En la televisión venezolana no van quedando canales internacionales en español. Alguno chileno y otro argentino, pero ya no hay señales colombianas en pantalla. Ni siquiera el canal Cablenoticias (con participación venezolana) que transmite desde Bogotá puede ser visto en territorio nacional.

Queda la opción de las redes sociales, que sigamos al Papa por internet…. Mientras se mantenga el servicio en Venezuela, pues pesa sobre sobre él una amenaza. Voceros oficialistas se han planteado controlar esas vías, al estilo China. No obstante, es preciso aclarar que la única forma de que el régimen logre silenciar portales de noticias en Venezuela es tumbando internet y, con el ancho de banda de Venezuela, es poco probable que esto suceda. Pero el asunto está en la mira.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here