Desarticulada banda criminal de cigarrillos y licores que habría evadido impuesto por cerca de medio billón de pesos

0
670

M3W1812-copyEn un operativo realizado entre la Fiscalía General de la Nación y la Policía Fiscal y Aduanera (Polfa), se logró la captura de 14 personas, que presuntamente pertenecerían a una organización criminal dedicada al ingreso masivo de cigarrillos y licores de contrabando al territorio nacional, la cual tenía su centro de operaciones en el municipio de Maicao (La Guajira).

El anuncio lo hicieron el Fiscal General de la Nación (e), Jorge Fernando Perdomo Torres; el Ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas Santamaría; el director general de la Policía Nacional, general Rodolfo Palomino, y el director de la DIAN, Santiago Rojas Arroyo.

“La personas capturadas son propietarios, representantes legales, revisores fiscales de varias sociedades y establecimientos de comercio a través de los cuales, según el estimativo que hemos hecho en este trabajo conjunto, se importaron más de 11.807.725.044 unidades de cigarrillos, evadiéndose de esta forma el respectivo pago de impuestos que, de acuerdo con los datos y estudios contables, asciende a cuatrocientos sesenta y tres mil millones de pesos ($463.990.854.832), casi medio billón de pesos entre los años 2008 y 2014”, afirmó el Fiscal (e).

El fraude resulta de especial trascendencia porque la venta de cigarrillos es probablemente una de las actividades con más carga impositiva en Colombia. Al importarlos, se debe pagar IVA, arancel, impuesto al consumo y sobretasa al consumo que, sumados todos, representan un 96% del total de la mercancía. El no pago de estos tributos afecta las arcas de la nación y especialmente la de los departamentos.

A los capturados, de acuerdo con el rol que cumplían en la organización, les imputarán los delitos de lavado de activos, contrabando, enriquecimiento ilícito, concierto para delinquir, exportación ficticia y falsedad en documento privado.

La ruta del tráfico incluía China, Panamá, Aruba, Curacao, Uruguay y Paraguay. Las principales zonas de afectación en el país son Antioquia con el 40%, la Costa Atlántica con el 39%, los santanderes con el 9%, Bogotá, 7% y el Eje Cafetero con el 5%.

Los cigarrillos eran producidos en Paraguay y Uruguay. La mercancía era trasladada a las islas de Curazao y Aruba y desde allí al municipio de Maicao (La Guajira), aprovechando que en Colombia ese municipio hace parte de una  Zona de Régimen Aduanero Especial (ZRAE), hecho que permite realizar este tipo de importaciones pagando un impuesto muy bajo por el tránsito en la zona, puesto que la mercancía ingresa para ser reexportada hacia Venezuela, por lo general.

Esta misma situación se presentaba con el ingreso de grandes cantidades de cigarrillos procedentes de Panamá, esta vez de empresas chinas establecidas en ese país.

El fraude consistía en el envío de la mercancía a distintas zonas del territorio nacional, de manera clandestina –contrabando-, pero dándole apariencia de legalidad a través de simulación de exportaciones al vecino país y utilizando documentación falsa.

En cuanto a los licores, las autoridades establecieron que ingresaron bebidas alcohólicas dentro de la Zona de Régimen Especial y, bajo el mismo modus operandi. Asimismo, se realizaron distribuciones nacionales.

“Este operativo y los resultados son especiales en cuanto son resultados de la política de investigación de la Fiscalía General de la Nación, que es la investigación en contexto. Queremos llegar a la grandes organizaciones criminales, a desarticular verdaderos fenómenos criminales y en este caso precisamente esas personas capturadas ya no son transportadores de mercancía de contrabando sino son los jefes y cabecillas”, aseguró el Fiscal (e)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here